Felipe II, el rey que eligió Madrid para ser la capital de España

¿Sabes cuáles fueron las razones que impulsaron a Felipe II a elegir Madrid y no otra ciudad como Barcelona, Lisboa o Valencia? ¿Tuvo dudas nuestro monarca a la hora de tomar la decisión?

Pues sí, como siempre y haciendo honor a su apodo, «El Prudente» barajó varias opciones antes de asentar la capital del país en Madrid. Estas fueron Barcelona, Valencia y Lisboa, ya que veía en Madrid los inconvenientes de no tener salida al mar y estar alejada de los principales flujos económicos de la época.

Sin embargo y pese a eso, veía en Madrid claras ventajas de mayor peso que esos dos inconvenientes. Felipe II hacía buena parte de su vida en la región de Castilla y parecía más predispuesto a poner su Corte en tierras castellanas, además, la ciudad contaba con una posición geoestratégica inmejorable, ya que estaba en el centro peninsular, y a ello se le sumaba que contaba con un abastecimiento de aguas a través del río Manzanares.

Estos fueron los motivos que impulsaron al rey a decantarse, finalmente, por Madrid. No es de extrañar que después de esta elección las obras en el Monasterio de San Lorenzo de El Escorial empezaran de inmediato, pues Felipe II tenía más fácil la supervisión de las mismas.

Conoce más sobre la vida del rey subiendo al Tren de Felipe II.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *