El Real Coliseo de Carlos III

El Real Coliseo de Carlos III tiene una distribución con forma de rectángulo y sobre esta se distribuye el patio de butacas con forma de U. Encima de este patio hay dos niveles más, el de los palcos y el de anfiteatros. Era un edificio cubierto en su totalidad, toda una novedad en la época.

Jaime Marquet, un francés que residía en España desde 1752, fue el arquitecto encargado de levantar el proyecto de este teatro. Su construcción da comienzo en el año 1770 y, un año después, el teatro se encuentra prácticamente terminado.

Real Coliseo de Carlos III
Fachada principal Real Coliseo de Carlos III

Cuando las obras terminaron, la gestión del edificio fue cedida al común de los vecinos pero la propiedad la conservaba la Corona. Esto causó muchos problemas que solamente finalizaron cuando en 1869 el Estado vende el Coliseo segregándolo de la finca.

Más tarde, la propiedad pasó a manos de particulares, de hecho, una curiosidad es que se llegó a utilizar como cine a partir de 1918. Pero cuando en 1967 cierra sus puertas, se inicia un proceso de deterioro y abandono.

Tras mucho esfuerzo, se acabó logrando la restauración que se llevó cabo por los arquitectos Mariano Bayón y José Luis Martín entre los años 1974 y 1979, a instancias de la Sociedad de Fomento y Construcción del Real Coliseo Carlos III, y fue en 1979 cuando se inauguró con un recital de Teresa Berganza, al que asistió su Majestad la reina Doña Sofía. Esta restauración fue galardonada con el Premio Nacional de Restauración en el año 1980.

Real Coliseo de Carlos III
Interior del Real Coliseo de Carlos III

El Real Coliseo de Carlos III entra a formar parte de la Red de Teatros Nacionales y Festivales de España del Ministerio de Cultura en el año 1981 y desde 1985 la Comunidad de Madrid tiene a cargo su programación. En 1995 recibe la declaración como Bien de Interés Cultural, en la categoría de Monumento.

Por este escenario han pasado grandes iconos de la música y el teatro. ¿Quieres venir a conocerlo? Súbete a bordo del Tren de Felipe II con el Pack Travesía y disfruta de un día programado a tu medida sin perder la oportunidad de viajar a la Sierra de Madrid en un tren restaurado de los años 40.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *