Cuatro curiosidades sobre la vida de Felipe II

Como pasa con todos los grandes personajes de la historia, la vida de Felipe II está cargada de anécdotas y curiosidades que quizás no sabías y que hoy queremos contarte.

1. Promovió el Camino de Santiago y protegió a los peregrinos. Todo comenzó cuando, en 1554, aún ostentando el título de príncipe, él mismo realizó el camino. Aunque quiso ser tratado como un simple peregrino, no lo consiguió, y en cada parada fue tratado como miembro de la familia real. Se apasionó con la experiencia y, ya siendo rey, promovió normas que protegiesen a los peregrinos de los ladrones. Por lo que se puede decir que el monarca fue uno de los grandes impulsores de este camino.

2. Quiso saber en qué posición yacía su padre, por lo que pidió abrir su tumba. Felipe II quería ser enterrado de la misma manera que Carlos I. Su larga agonía antes de morir le dio tiempo a preparar su marcha. Para ello, quiso que abrieran el ataúd de su padre y comprobar la postura y posición en que yacía.

3. La Hacienda Real se declaró hasta en tres ocasiones en bancarrota durante su reinado. Es cierto que Felipe II heredó de su padre una deuda monumental, pero la realidad es que la balanza financiera real se declaró en bancarrota en los años 1557, 1575 y 1596. Esto cobra especial relevancia sabiendo que los ingresos de La Corona se duplicaron al poco tiempo de que Felipe II tomara el poder ya que aumentó las cargas fiscales y traía riqueza procedente del nuevo mundo. Curiosamente, terminó dejando a su sucesor una deuda cinco veces más grande de la que su padre le había dejado a él.

4. Recibió una de las herencias más grandes de la historia. No todo iban a ser deudas. Su padre, Carlos I, había reunido una increíble herencia que más tarde pasaría a manos de Felipe II: De Maximiliano de Austria, su abuelo paterno, recibió tierras de los Habsburgo en Europa Central, de Fernando el Católico, su abuelo materno, Aragón y los dominios pertenecientes a Aragón de Nápoles, Sicilia y Cerdeña. Por parte de sus abuelas, la paterna, María de Borgoña le dejó en herencia varios condados en los Países Bajos y el Franco Condado de Borgoña, mientras que de la materna, Isabel la Católica, heredó las tierras de Castilla y los puestos del norte de África, el Caribe y América Central.

Monarca Felipe II

Ven a conocer a nuestro monarca favorito en persona con el Tren de Felipe II y será él mismo el que te cuente esta y muchas otras anécdotas de su vida.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *